Rollups para cartelería provisional

Estamos viendo cómo la situación provocada por el coronavirus está obligando a muchos sectores a reaccionar rápidamente para poder seguir con su actividad.

Por ejemplo, ya hemos analizado cómo la utilidad de materiales que antes se usaban en el sector del packaging o la arquitectura interior está reconvirtiéndose para su uso en la fabricación de separadores y mamparas.

Esta reconversión también se está viendo en algunos elementos de display como es el caso de los rollups, un soporte gráfico que era muy habitual en todo tipo de eventos. Como estos tardarán en volver, ahora su utilidad está más enfocada en servir como estructura para crear carteles informativos provisionales. En ellos se informa sobre las medidas de higiene tomadas por cada establecimiento, incluyendo instrucciones para los clientes sobre cómo actuar para proteger su salud de la mejor manera posible.

En Grupo SPI llevamos muchos años trabajando con estos soportes, por lo que conocemos perfectamente el mercado y a los fabricantes y ya tenemos una serie de modelos homologados de gran calidad y fiabilidad.

Nuestros rollups, siempre entregados con bolsa transportadora de nylon, son de aluminio reforzado con dos peanas abatibles y embellecedores de pvc en color gris oscuro o claro dependiendo del modelo.

Las medidas estándar una vez instalado pueden ser de 85x200cm o 100x200cm, aunque también tenemos otros formatos más especiales como pueden ser los rollup de 150cm o 200cm.

Incluimos también el soporte impreso digitalmente ya instalado. El material de impresión puede ser lona (más económico) o poliéster backlight (de más calidad y usado normalmente en interiores). En él, además de incluir el mensaje, se puede aprovechar para incluir logos y colores corporativos para reforzar la identidad de marca de los que lo vean. Además, esta gráfica puede sustituirse fácilmente para cambiar el mensaje según se vaya avanzando de fases o utilizarse más tarde para hacer campañas puntuales.

La mayor ventaja de los rollups impresos es que son muy fáciles de transportar y de instalar. Esto se hace encajando el tubo tensor y tirando del soporte impreso (sujeto con un sistema de pinza muy sencillo en su parte superior) hasta encajarlo en la parte superior del tubo.

En definitiva, se trata de una solución económica para zonas que necesiten información temporal ante la reapertura paulatina de negocios, que necesariamente está viniendo acompañada de campañas informativas con este tipo de soportes y otros elementos de distanciamiento.


Comparte

-Comenta-

He leído y aceptado los términos y condiciones